Campos de Teruel I

Campos de Teruel I - Jose Antonio Rodríguez - 2013

Este verano pasemos una quincena con la familia en tierras de Teruel en un pequeño y tranquilo pueblo llamado Fuentesclaras en la planicie central turolense unos quilómetros por debajo de Daroca. La verdad es que, hablando claro, la elección de Teruel fue porque le dijimos al pequeño Martí que lo llevaríamos al parque temático Dinopolis. La zona la conocíamos algo Aurora y yo de una ruta que hicimos hace ya muchísimos años, 13 o 14 quizás. De hecho fue la primera ruta que hicimos en coche el primer año que me saque el carnet de conducir.

Como destino fotográfico, al menos esa zona central de Teruel, a primera vista puede parecer una localización un poco escasa de localizaciones interesantes, pero la verdad es que eso fue solo la pequeña impresión. Antes de ir, y ya en la etapa previa de localización de lugares interesantes, ya me fui dando cuenta de que Teruel está plagada de pequeños tesoros. Aun estando lejos de zonas mucho más agraciadas como el Maestrazgo o la Sierra de Albarracín. Pero las verdaderas sorpresas uno se las encuentra in situ en el momento de recorrer las infinitas carreteras que recorren la zona, ya sea en interminables rectas en las vías que nos acercan a la capital turolense, o en las diminutas carreteras secundarias que quedan siempre a espaldas de esta.

Pero las más gratas sorpresas fotográficas me las lleve en el entorno a la conocida laguna de Gallocanta, conocida por ser punto de concentración de miles de grullas en sus periódicas peregrinaciones de África al norte de Europa y viceversa. Campos de trigos, girasoles, zonas rocosas, y sobretodo tormentas de verano, luces cambiantes, rayos de dios que todo lo alumbran. En fin, realmente en un par de sesiones de tarde, los días que coincidieron con las tormentas (tampoco es que se pasase los 15 días lloviendo, de hecho mojarnos, mojarnos creo que no nos mojemos ningún día), disfrute como un loco haciendo fotos de paisaje. Sobretodo por el aliciente de hacer fotos  de unos paisajes infinitos que en la zona donde me muevo, Barcelona, brillan por su ausencia.

En la primera de estas salidas, realizadas en coche me acompañaba mi precioso Martí que se porto como un campeón. La verdad es que viajábamos sin rumbo por carreterillas pequeñas persiguiendo paisajes y luz y pasando en cuestión de segundos de zonas donde llovía a zonas donde brillaba el sol. El pobre Martí miraba desde su sillita en el coche como su papi salía del coche cada dos por tres con el trípode ya semi montado para fotografiar a izquierda o derecha. No se quejo en ningún momento, parecía más bien divertido y a gusto viajando con su papi por carreteras tranquilas. Espero que os guste la serie.

5 thoughts on “Campos de Teruel I

  1. Toril 9 de octubre de 2013 / 11:48

    Otra de tus series que promete un montón. Me encantan los girasoles y el cielo, y para nada menospreciar los reflejos en la carretera. Desde luego, Teruel existe🙂

    Saludos mil🙂

    • Jose Antonio Rodríguez 9 de octubre de 2013 / 11:51

      Gracias Toril, pues la verdad es que en esta no me acaba de convencer demasiado el procesado que le dí, a quedado un poco atrificial y no era la idea. En fotos posteriores estoy más satisfecho con los resultado.

  2. Xavi 11 de octubre de 2013 / 4:14

    Te ha quedado perfecta , me gusta mucho, tiene una composicion muy Buena ,
    Bravo.

    Un abrazo
    Xavi

  3. moncatmoncat 13 de octubre de 2013 / 17:05

    Preciosa, la luz, el pavimento mojado y los girasoles, una composición tan inevitable como buena.

    Saludos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s